¡Hola!

Si aún no te has registrado, crea tu cuenta aquí
y consigue gratis tus 2 noches de hotel para 2 personas*

¡Por favor, verifica tu e-mail y contraseña!
Regístrate aquí
Iniciar Sesión
Me
Gusta
Viajar
Barato
Inicio > Encuentra tu Ruta Perfecta > Segovia: Crisol de Culturas

Segovia: Crisol de Culturas


Famosa por su Acueducto y su Alcázar, Segovia es una de las ciudades más importantes de Castilla y una de las que poseen un mayor patrimonio histórico y arquitectónico.  Entre sus calles se esconden vestigios de su pasado romano, árabe, judío y católico, un crisol de culturas y civilizaciones que cristalizó en esta ciudad, cuyos primeros asentamientos urbanos se remontan a hace más de 60.000 años. ¿Hacemos las maletas?

España España España España
Datos Útiles


País: España
Idioma: Español
Zona Horaria: GMT +1
Moneda: Euro
Requisitos de entrada: DNI válido

Situada en la confluencia de los ríos Eresma y Claromes, a los pies de la Sierra de Guadarrama, Segovia ya aparece mencionada por Tito Livio en el  año 79 aC. Su rica historia le confiere una especial personalidad, ya que sus diferentes pobladores han dejado su huella en una de las ciudades más bellas del centro de la península. Éstas son algunas de las cosas que no podemos perdernos si decidimos visitar Segovia:

- Acueducto: creado para transportar el agua del río a la ciudad y localizado en la emblemática plaza del Azoguejo de Segovia, es el símbolo distintivo de la capital segoviana. Con sus 818 metros de largo (en su parte más visible, aunque en realidad su recorrido cubre más de 15 kilómetros), el Acueducto, es considerada la obra de ingeniería civil romana más importante de España, y es uno de los monumentos más significativos y mejor conservados de los que dejaron los romanos en la península ibérica. Aunque no se sabe con exactitud su fecha de construcción, los expertos la fijan entre el siglo I d. C. y la primera mitad del siglo II. Como curiosidad, fue construido con unos 25 000 sillares de granito unidos sin ningún tipo de argamasa.

- Judería: la judería fue un barrio de Segovia habitado por la comunidad hebrea al menos desde el siglo XII y hasta su expulsión mediante el Edicto de Granada promulgado por los Reyes Católicos en1492. Se cree que fue uno de los barrios judíos más prósperos y ricos de España. Actualmente, pueden visitarse las calles que conformaron este barrio hebreo, así como la antigua Sinagoga Mayor de Segovia, actualmente dedicada al culto cristiano y rebautizada como iglesia del Corpus Christi.

- Alcázar: el Alcázar o Palacio Real situado en lo alto de una roca entre los ríos Eresma y Clamores, aparece documentado por primera vez en el año 1122, aunque se cree que ya existía anteriormente. Su estilo es fruto de la transición del románico al gótivo y cuenta también con una profusa decoración de estilo mudéjar en algunos de sus amplios salones. El edificio cuenta con dos patios y posee también dos torres (la del Homenaje y la de Juan II). Fue durante siglos la residencia predilecta de los Reyes de Castilla. Así, por ejemplo, manifestaron su predilección por este palacio Alfonso X El Sabio o Enrique IV. También es notorio destacar, que fue el lugar de partida de Isabel la Católica, para ser coronada reina. Aunque un incendio causó una gran devastación en 1862, el Palacio fue reconstruido y actualmente alberga diferentes entidades.

- Catedral de Santa María: la Catedral de Santa María de Segovia es famosa por ser la última de las catedrales góticas que se construyeron en España y se la conoce como “La Dama de las Catedrales”. Es, de hecho, la tercera catedral de la ciudad, y conserva el claustro de la segunda, que fue derruida en 1520 durante la lucha de la Guerra de las Comunidades. La Catedral de Santa María fue consagrada en 1768 y tiene unas dimensiones de 105 metros de largo, 50 de ancho y 33 de altura en la nave central; además, consta de 18 capillas y dispone de tres puertas de acceso.


- Muralla: se sabe que la muralla de Segovia  ya existían cuando Alfonso VI de Castilla arrebató la ciudad a los árabes, ya que este rey mandó ampliarla. De hecho, según documentos de la época, fue a raíz de estas obras que la muralla llegó a tener un perímetro de 3 kilómetros, además de contar con ochenta torres, cinco puertas y varios postigos. Su construcción se realizó principalmente con sillares de granito, aunque también se reutilizaron lápidas de la necrópolis romana. La muralla recorre el casco antiguo, y en la actualidad conserva tres puertas: San Cebrián, de gran austeridad; Santiago, de aspecto mudéjar;  y San Andrés, puerta de acceso a la judería.


Apúntate a nuestra Newsletter

¡Te Regalamos 2 Noches

de Hotel para 2 personas!*

*Sujeto a consumición mí­nima, disponibilidad de hoteles y otras condiciones.
Tus viajes nos interesan...
Puedes participar de manera activa en nuestra Web. ¡Cuéntanos tu historia!
Consejos para viajeros
No dejes de leer nuestros consejos para organizar tu viaje o escapada en el Cuaderno del Viajero.