¡Hola!

Si aún no te has registrado, crea tu cuenta aquí
y consigue gratis tus 2 noches de hotel para 2 personas*

¡Por favor, verifica tu e-mail y contraseña!
Regístrate aquí
Iniciar Sesión
Me
Gusta
Viajar
Barato
Inicio > Encuentra tu Ruta Perfecta > Mallorca, pequeño paraíso mediterráneo

Mallorca, pequeño paraíso mediterráneo


Mallorca, la mayor de las Baleares, aúna cultura, historia, bellas playas, preciosos pueblos de montaña y mucho más en sus 3.000 kilómetros de superficie. Descubrir sus secretos supone subirse a uno de los ferrocarriles más antiguos de España, navegar por un lago subterráneo mientras escuchamos música clásica o admirar uno de los tres únicos castillos de planta circular que existen en Europa ¿Hacemos las maletas?

España España España España España
Datos Útiles


País: España
Idioma: Español
Zona Horaria: GMT UTC +1
Moneda: Euro
Requisitos de entrada: DNI válido

Mallorca, cuyo nombre proviene del latín maiorica (isla mayor), es la más grande de las cuatro islas que conforman el archipiélago balear y su centro económico y de servicios. La isla es famosa por sus bellísimas playas y calas de arena fina y aguas transparentes. Sin embargo, esconde muchos más tesoros que encandilan al visitante. Por eso, desde Me Gusta Viajar Barato os proponemos una ruta para no perderse nada:

- Palma: empezaremos nuestra ruta por la capital balear, Palma de Mallorca. La ciudad conserva un importante patrimonio histórico y está llena de rincones especiales y llenos de encanto. En nuestra visita no podemos dejar de ver la Catedral (o Seu), una auténtica joya del gótico europeo y uno de los edificios más emblemáticos de Mallorca, así como también el Paseo del Borne y el barrio judío (o Call), con sus callejuelas y sus rincones llenos de historia. Mención a parte merece Es Jonquet, un barrio que ha sabido mantener su esencia pescadora y su sabor tradicional pese a formar parte de la gran ciudad.

- Tren de Sóller: también en Palma podemos coger el Tren de Sóller, una de las atracciones turísticas más curiosas de la isla. Se trata de un ferrocarril que cubre el trayecto entre la capital balear y la localidad de Sóller desde 1912 de forma ininterrumpida. Además, una vez en Sóller podemos coger un tranvía, que data de la misma época, hasta el puerto de esta población. Otro atractivo de esta excursión es que el trazado férreo discurre por la sierra de Alfàbia, en plena Serra de Tramuntana, lo que permite disfrutar de los bellos paisajes de esta zona montañosa.

- Serra de Tramuntana: precisamente, otra zona montañosa de gran belleza que no podemos perdernos en nuestra ruta por Mallorca es la Serra de Tramuntana, declarada Patrimonio Mundial por la UNESCO en la categoría de Paisaje Cultural. Esta cordillera vertebra el noroeste de la isla y se extiende a lo largo de 90 kilómetros de largo (con una anchura máxima de 15 kilómetros) incluyendo poblaciones como Pollença, el ya citado Sóller, Calvià o Andratx. Además, entre las montañas se esconden joyas como Valldemossa, un pueblo de ensueño en mitad de un valle, lugar de peregrinación de artistas, intelectuales y escritores de todas las épocas, que han dejado su huella en las empinadas calles de casas empedradas.

- Alcúdia: una población que no podemos perdernos en nuestra visita a Mallorca es, sin duda, Alcúdia. Situada en la parte nordeste de la isla, cuenta con playas de arena fina y aguas clarísimas, además de ser una atracción en si misma gracias a su casco antiguo medieval amurallado y a su notable patrimonio histórico y arquitectónico.

- Castillo de Bellver: se trata de una fortificación de estilo gótico situada en lo alto de un cerro (a 112 metros por encima del nivel del mar) a poco más de 3 kilómetros de Palma. Su principal singularidad radica en el hecho de que es uno de los tres castillos de planta redonda que existen en Europa y el más antiguo de ellos. Además, se encuentra abierto al público, ya que acoge las dependencias del Museo de Historia de Palma.

- Playas: sin duda uno de los principales atractivos turísticos de Mallorca son sus playas y calas, famosas por sus aguas transparentes y sus bellos paisajes. Algunas de las más famosas son Es Trenc (uno de los pocos arenales que se conservan prácticamente vírgenes en la isla), Ses Covetes, Muro (en el parque natural de S’Albufera) y la playa de Formentor, entre muchas otras. En lo referente a las calas, no podemos perdernos Es caló des Moro (una pequeña cala rodeada de pinares con aguas totalmente turquesas), S’Almunia (un puerto natural sobre la roca), Cala Mondragó (un espacio natural protegido) y la Cala Torrent de Pareis (una paradisíaca playa a la que sólo se puede acceder por una carretera de tortuosas curvas o en barco).

- Las cuevas del Drach: situadas en el municipio de Porto Cristo, en la costa oriental de Mallorca, son una de las atracciones turísticas más famosas de la isla. Y no es para menos, ya que están abiertas al público desde el año 1935. La visita, que dura una hora, consiste en un recorrido de más de un kilómetro de largo por el interior de las cuevas, incluyendo un concierto de música clásica y un paseo en barco por el lago Martel, considerado uno de los mayores lagos subterráneos del mundo.


Apúntate a nuestra Newsletter

¡Te Regalamos 2 Noches

de Hotel para 2 personas!*

*Sujeto a consumición mí­nima, disponibilidad de hoteles y otras condiciones.
Tus viajes nos interesan...
Puedes participar de manera activa en nuestra Web. ¡Cuéntanos tu historia!
Consejos para viajeros
No dejes de leer nuestros consejos para organizar tu viaje o escapada en el Cuaderno del Viajero.