¡Hola!

Si aún no te has registrado, crea tu cuenta aquí
y consigue gratis tus 2 noches de hotel para 2 personas*

¡Por favor, verifica tu e-mail y contraseña!
Regístrate aquí
Iniciar Sesión
Me
Gusta
Viajar
Barato
Inicio > Encuentra tu Ruta Perfecta > Mérida monumental

Mérida monumental


La capital de Extremadura es en sí un recuerdo del pasado romano de España. Ciudad Patrimonio de la Humanidad, su fundación fue en el 25 a.C. a orden de Octavio Augusto. Los monumentos inundan la ciudad como hermosas cicatrices de la época donde Mérida era la capital Lusitana del Imperio Romano. Desde MGVB os propondremos una ruta visitando los enclaves más bellos y sobrecogedores de Mérida donde la historia es el principal protagonista y la arquitectura romana sus decorados.

Extremadura Extremadura Extremadura Extremadura Extremadura Extremadura Extremadura
Datos Útiles


País: España
Idioma: Castellano
Zona Horaria: GMT +1
Moneda: Euro
Requisitos de entrada: Ninguno

Empezaremos nuestro recorrido por el Teatro Romano. Ubicado en la Avenida de los estudiantes, el edificio se encuentra en muy buen estado de conservación.  El conjunto se compone de 3 partes, la escena donde los actores interpretan, la orquestra donde canta el coro y las cáveas que son las gradas donde se acomoda a 6.000 espectadores. Anualmente se celebra entre los meses  de julio y agosto el Festival de Mérida de Teatro Clásico, famoso festival donde se representan clásicos greco-romanos de los más reconocidos autores como Plauto, Homero o Eurípides entre muchos otros.

En la misma avenida nos toparemos con el Anfiteatro Romano. Este era el lugar favorito de recreo para el pueblo llano, como el futbol de hoy en día pero con amputaciones y sangrantes muertes de sus gladiadores. Por desgracia solamente se conserva la primera grada, aunque se sabe que el edificio podía albergar a 15.000 espectadores. La envergadura de sus lados sobrepasa los 100 metros de lado y en su interior se conservan las diferentes habitaciones donde descansaban los gladiadores y las bestias antes de enfrentarse en la arena.

En la Avenida Rey Don Juan Carlos I se alza la más grande edificación dedicada al ocio dentro de las ciudades romanas, un mastodonte que llegaba a custodiar a más de 30.000 espectadores en su versión emeritense, el Circo Romano. Este edificio de forma elíptica y con una longitud de 400 metros era el escenario de las carreras de aurigas, carreras de carros con varios caballos según la modalidad. Actualmente se conserva en buen estado la spina, que separaba los dos carriles del circuito y en donde se conservan preciosos monolitos y ornamentos.

En el antiguo Foro Romano y actual calle de Santa Catalina encontramos el Templo de Diana. Aunque su nombre puede inducir al error, este templo estaba dedicado al Imperio. De planta rectangular majestuosas columnas corintias sustentan sus frisos y arquitrabes. El paso de los 2.000 años que tienen sus piedras han deteriorado el conjunto donde las columnas son el elemento que mejor ha soportado este inevitable castigo.

El Acueducto de los Milagros son las ruinas que se conservan del antiguo suministrador de agua de la ciudad. Situado a escasos 5 kilómetros, los restos de la estructura tienen 25 metros de alto por 800 de largo y su nombre se debe a que según los lugareños es un “milagro” que todavía se aguante en pie. Actualmente las ruinas restantes recuerdan más una escultura de arte moderno que a un antiquísima construcción de 2.000 años de antigüedad.

Como contrapunto de la hegemonía romana, en Mérida se erige la Alcazaba Árabe. Una fortificación construida por Abderramán II en el siglo IX y con función de reprimir las constantes revueltas emeritenses que se vivían en la ciudad. Con la caída de los emiratos peninsulares la Alcazaba fue donada a la Orden de Santiago. El edificio mezcla diferentes arquitecturas de sus diferentes etapas, como la andalusí o la arquitectura visigótica y se conservan interesantes estancias como el aljibe. Una estancia con un depósito que filtra continuamente agua del río Guadiana.

Como punto final a este viaje en el tiempo, a esta vuelta a la ciudad imperial de Emerita Augusta os recomendamos pasear por la noche por el Puente Romano. El ambiente formado por los pretéritos arcos iluminados y el suave flujo de las aguas del Guadiana encandila al más férreo de los viajeros.


Apúntate a nuestra Newsletter

¡Te Regalamos 2 Noches

de Hotel para 2 personas!*

*Sujeto a consumición mí­nima, disponibilidad de hoteles y otras condiciones.
Tus viajes nos interesan...
Puedes participar de manera activa en nuestra Web. ¡Cuéntanos tu historia!
Consejos para viajeros
No dejes de leer nuestros consejos para organizar tu viaje o escapada en el Cuaderno del Viajero.