¡Hola!

Si aún no te has registrado, crea tu cuenta aquí
y consigue gratis tus 2 noches de hotel para 2 personas*

¡Por favor, verifica tu e-mail y contraseña!
Regístrate aquí
Iniciar Sesión
Me
Gusta
Viajar
Barato
Inicio > Encuentra tu Ruta Perfecta > Tarragona, ciudad imperial

Tarragona, ciudad imperial


La antigua Tarraco fue capital de la provincia romana Tarraconense que abarcaba gran parte de la península ibérica. La importancia político-militar de la ciudad la colmaron de majestuosos edificios romanos como el anfiteatro o el circo. La actual Tarragona conserva orgullosa su pasado imperial donde fue por unos siglos una de las capitales más importantes del mundo conocido.

Cataluña Cataluña Cataluña Cataluña Cataluña Cataluña
Datos Útiles


País: España
Idioma: Castellano
Zona Horaria: GMT +1
Moneda: Euro
Requisitos de entrada: ninguno

Paseando por sus calles y ruinas romanas recorreremos más de 2.000 años de historia, admirando monumentos y museos pero no solamente de historia vive el hombre. Tarragona esta situada en la zona de la Costa Dorada, famosa por sus playas de arena fina y el majestuoso mediterráneo de azul oscuro bañando sus orillas.

La provincia de Tarragona es conocida por su denominación de origen en vinos. Los más valorados son los blancos, tintos y rosados. Los licores de vino de garnacha, moscatel y mistela también son típicos de la tierra con un sabor fuerte y dulzón.

La gastronomía tarraconense es rica en pescados, arroces y hortalizas. Arroces negros, zarzuelas de pescado y marisco, paellas y otros platos que contienen estos ingredientes. Los calçots son el plato más típico de Tarragona y uno de los más famosos de Cataluña. Son unas cebolletas asadas a la brasa que se comen acompañadas de romesco, una salsa compuesta de tomates, ajos, miga de pan, pimientos, aceite de oliva, pimienta, sal, vinagre, almendras y avellanas. Según el pueblo en qué estemos la receta de romesco varia, creando competencia entre los pueblos y celebrando concursos.

Si no conocemos los Castellers es muy recomendable visitar Tarragona durante la fiesta de Santa Tecla, durante la segunda mitad de septiembre. Santa Tecla es una de las Diadas castelleras más importantes de la temporada, en ella las mejores colles construirán con sus cuerpos castillos humanos de más de diez metros de altura. La tradición tiene su liturgia y las grallas juegan un papel importante. Este instrumento de viento de sonido penetrante informa del ritmo de construcción del Castell, según la fase en que se encuentre de construcción la melodía de la gralla será una o otra.

Anfiteatro romano

Construido a finales del siglo II d.C. este anfiteatro puede dar cabida a 14.000 espectadores. El edificio se encuentra en buen estado de conservación, pudiéndose apreciar los diferentes recintos y celdas donde los gladiadores esperaban a su muerte.  Declarado Patrimonio de la Humanidad, este anfiteatro fue escenario de luchas entre gladiadores, con fieras y ejecuciones de cristianos. El anfiteatro está situado a la orilla del mediterráneo, teniendo una vista privilegiada del mare nostrum.

Circo romano

El circo romano era una construcción sólo reservada a las grandes capitales del imperio. El antecesor de los circuitos de carreras modernos podía albergar a 25.000 espectadores, tenía una longitud de 325 metros y 115 de ancho. Las actividades que se practicaban eran carreras de cuadrigas, bigas o aurigas, según si los carros eran tirados por cuatro, dos o un caballo. Actualmente se conserva la parte oriental del circo y la puerta triunfalis.

Museo Nacional Arqueológico de Tarragona

Este museo situado en la Plaza del Rey es uno de los más importantes de la península es su especie. En el podremos hacer un recorrido por el proceso de romanización que sufrió Tarraco y sus aledaños. Esculturas, mosaicos, y todo tipo de objetos de la vida cotidiana romana están en este museo. La mayor parte de los objetos recuperados provienen de la Necrópolis  paleocristiana situada en el actual Paseo de la Independencia. Esta necrópolis data del III d.C. alberga más de 2.000 tumbas adornadas con estatuas y esculturas.

Museo de Arte Moderno

Aunque el leitmotiv tarraconense es su pasado romano, el arte moderno también tiene su hueco en el abanico cultural. En la calle Santa Anna podremos visitar el Museo de Arte Moderno. Este museo tiene colgadas en sus paredes obras de artistas como Julio Antonio, Miró o Royo. Este contrapunto nos ayudará a refrescar nuestra mente con pinturas y esculturas abstractas dándole una pincelada postmoderna a la ciudad.

Como hemos comentado anteriormente, el litoral tarraconense es bastamente privilegiado. Sus playas se caracterizan por su longitud y la arena fina. Entre las más populares de la zona hay la playa del miracle, situada enfrente del casco antiguo, la playa de l’arrabassada en el paseo marítimo de Rafael de Casanova o la playa larga, en las afueras dirección norte tomando la nacional 340. Nada mejor que pasear por las orillas de estas playas para poner el punto y final a una ruta que nos descubrirá el pasado imperial de la capital cosetana.


Apúntate a nuestra Newsletter

¡Te Regalamos 2 Noches

de Hotel para 2 personas!*

*Sujeto a consumición mí­nima, disponibilidad de hoteles y otras condiciones.
Tus viajes nos interesan...
Puedes participar de manera activa en nuestra Web. ¡Cuéntanos tu historia!
Consejos para viajeros
No dejes de leer nuestros consejos para organizar tu viaje o escapada en el Cuaderno del Viajero.